Ángela Leyva y su Bilis Negra en TEXTRAÑO

La primer semana de febrero tiene como protagonista al arte en la CDMX las ferias y galerías más reconocidas como MACO, ACME y Material son sinónimos de la escena del arte contemporáneo en la ciudad, surgen, de manera emergente, galerías y exposiciones alternas al circuito comercial del arte y es aquí donde suman galerías como Textraño, quienes se definen a sí mismos como un “espacio experimental en la CDMX” y que ahora se visten de manteles largos y presentan “Bilis Negra”, una serie de retratos producida por Ángela Leyva. Pudimos platicar un poco al respecto de es lo que nos espera en esta exposición.

¿Qué es ‘Bilis Negra’?

“Es lo que he estado trabajando, investigado un archivo digital de mi padre (Dr, Leyva) él es genetista y alguna vez encontré su archivo digital y en su mayorí­a retrataba pacientes. Lo que he estado haciendo es apropiarme de estos pacientes por medio de la pintura. Él(el Dr. Leyva) me prestó el archivo pero bajo ciertas condiciones: No mostrar el rostro del pacientes y no mostrar nada de su historial clínico. De alguna manera me quedó esta parte pictórica para empezarme a apropiar de estos rostros, más adelante los ví como una especia de personajes; el hecho de no tener idea de estas personas me permitió verlos como personajes, potenciar la ficción e historia de estos pinturas, de estos retratos. Trabajo relatos que van a acompañados de estas piezas.

Yo estaba muy clavada con el retrato desde un inicio de mi producción, siempre trabajo en torno a los retratos por medio de historia, decidí hacerlo por medio de la pintura, ya venía trabajando otros medios como las “acciones” o performance. Cuando yo descubrí el archivo me sorprendió que muchos eran niños me hizo pensar en cómo te afectan las enfermedad en este periodo de la vida y que puede que la gente no llega más lejos de ahí, no es el centro de mi investigación, pero está la idea latente: ¿Por qué un archivo de padecimiento solo tienen niños? Es ahí una interrogante que no sé si de momento voy a contestar, pero que está ahí. No pude evitar invitar a mi padre al proyecto, después de elaborar los retratos, se las mostraba y el trataba de identificar a sus pacientes, había retratos de gente que él desconocía completamente y de ahí elaboraba los textos que acompañaban a cada retrato, expandiendo la obra de manera narrativa.

Lo primero que se vino a la cabeza al ver este tipo de imágenes fue saber quienes son, su sentir, cosas muy personales que podrían parecer triviales pero quería saber todos estos detallitos. Quería visitarlos saber de vida cotidiana: nunca podré. Me lo tengo que inventar. Buscar la posibilidad y curiosear.”  

¿Por qué, en un momento donde las salidas formales contemporáneas están más dominadas por medios como la instalación o el performance,  decidiste hacer pintura?

“Yo siempre trato de trabajar desde la apropiación, yo trabajaba con historias de personas que existen, trabajaba una sería de acciones desde pautas de sus historias personales, entonces, cuando llegó a este archivo y no tengo personas con quien trabajar surge la pregunta: “¿Como puedo apropiarme de esta historia? No podía”. Entonces, la única manera de apropiarme de su imagen fue desde la pintura. Yo toda La Esmeralda (ENPEG) trabaje la pintura como medio y al salir de ahí trabajé otros medios, este archivo me regreso un poco a esa etapa. También hay que mencionar que es pintura híbrida, que se vale de la gráfica, del “transfer”, de alguna manera me valgo de esta cuestión fotográfica de “capturar el alma” y como pasar el alma a un bastidor, ahí entra el transfer, después viene toda la carne, la nueva carne, el óleo, los pigmentos que empiezan a dotar a este nuevo personaje de su materialidad en este plano. La pintura puede ser un medio muy poderoso en ese sentido la apropiación” 

La semana del arte y la Galería Textraño:

Hay una oferta tremenda de ferias de arte, desde MACO hasta la Feria De La Acción y TEXTRAÑO, una galería nueva que también se avienta a estos ruedos y nuevos proyectos, en especial a esta semana que se llama la “Semana del arte”. Me parece muy interesante por que la gente puede disfrutar de diferentes propuestas y muy variadas, se puede encontrar para todos los grupos y en ese sentido está muy interesante, ya que la pintura va a ser pintura siempre y es interesante juntarla con otros medios para poder construir lenguajes más complejos. Se podría pensar cómo generar una propuesta más interesante.

¿Qué pasa a continuación?

Ahora estoy trabajando con un artista que hace impresiones 3D para poder rehacer los rostros  así, casi, una escultura y también agrandado los formatos de las pinturas, por que normalmente mi formato era chico, me gustaba esa relación “tú por tú” cuando era el cuadro era pequeño como viendo otro rostro, estos grandes formatos podrán verlos en TEXTRAÑO.